Libros de José Fernando Rey Ballesteros

Lunes de la 23ª semana del Tiempo Ordinario (Ciclo impar) – Espiritualidad digital

Imposibles que se vuelven verdad

El sacerdote que me acompaña en la parroquia y yo comentamos, frecuentemente, el ejemplo de virtud heroica que nos dan algunos padres de familias numerosas. Cuando vienen a la sacristía, acompañados de siete hijos pequeños, nos dejan muy edificados, aunque ellos no creen hacer nada especial. Y, sin embargo, para ellos, los héroes somos los sacerdotes. Y yo, que llevo un sacerdote incorporado, junto con todos sus pecados, me avergüenzo incluso de que lleguen a pensarlo.

Sin embargo, no somos tan distintos. Tanto a ellos como a nosotros, Dios nos ha pedido un imposible. ¿Acaso no le pidió Jesús un imposible al hombre que tenía la mano derecha paralizada cuando le dijo: Extiende tu mano? Si está paralizada, ¿cómo la va a extender? Es como decirle a un cojo: «Levántate y anda». Pero eso también lo dijo el Señor.

Cuando Dios te pide un imposible, lo hace para dártelo. Y, cuando respondes que sí, el imposible se vuelve verdad. Quizá es lo único que hemos hecho los padres de familia numerosa, los sacerdotes, las religiosas, y los mártires: decirle a Dios que sí, y comprobar cómo, a pesar de nuestros pecados, aquel imposible se hacía verdad con una naturalidad impresionante.

(TOI23L)