Lirbos de José-Fernando rey ballesteros

24 abril, 2021 – Espiritualidad digital

Te creo porque creo en ti

«Fe» no siempre significa creer en algo que no ves. «Fe» también significa fiarte, creer en alguien a quien ves. En el evangelio de san Juan, Jesús habla más de «creer en él» que de «creer lo que él dice». Aunque, desde luego, lo uno conlleva lo otro. Si te fías de él, creerás que lo que dice es la verdad.

Este modo de hablar es duro, ¿quién puede hacerle caso? Aquellos judíos no se fiaban de Jesús. Eran tremendamente carnales, pensaban que el Señor les ofrecía comer su carne para provecho de sus vientres, y se escandalizaban. No eran capaces de comprender que la carne –nuestra carne– no sirve para nada, porque está herida de pecado. La carne de Cristo, en cambio, es carne limpia, llena de Espíritu, y el Espíritu es quien da vida. La carne de Cristo aprovecha, no al vientre, sino al espíritu del hombre, y lo santifica.

Si, al menos, se hubieran fiado del Señor, aunque no hubieran entendido sus palabras, habrían terminado comulgando y viviendo para siempre.

Ojalá entiendas que «creer» no es sólo recitar el Credo. ¿Te fías de Cristo? ¿Te fías de quien te enseña en su nombre? ¿Crees en la Iglesia?

(TP03S)

Abrir y escuchar en varios idiomas
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad