Libros de José-Fernando Rey Ballesteros

23 octubre, 2020 – Espiritualidad digital

Y los suyos no le recibieron

Aprovechemos el permiso que se nos ha dado para entrar y salir del corazón de Cristo como pájaros que habitan su nido. ¡Bendito nido! Y contemplemos lo que hay detrás de las palabras que los labios del Señor pronuncian.

Cuando veis subir una nube por el poniente, decís enseguida: «Va a caer un aguacero», y así sucede. Cuando sopla el sur decís: «Va a hacer bochorno», y sucede. Hipócritas: sabéis interpretar el aspecto de la tierra y del cielo, pues ¿cómo no sabéis interpretar el tiempo presente?

¡Qué soledad tan terrible, la del Señor, en su santísima humanidad! Mira a quienes lo rodean, y piensa: «Sabéis interpretar los colores del cielo y el sonido del viento… y a Mí, sin embargo, no me reconocéis, aunque cuando toda la ley de Moisés hablaba de Mí. ¿Qué os he hecho, para que os fijéis en el cielo y me despreciéis a Mí?»

Pero aún les da una oportunidad: Mientras vas con tu adversario al magistrado, haz lo posible en el camino por llegar a un acuerdo con él. «Me habéis convertido en vuestro adversario, pero todavía caminamos juntos. Haceos amigos míos mientras podéis, y os salvaréis».

Medita hoy la Pasión del Señor.

(TOP20V)

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad