Libros de José-Fernando Rey Ballesteros

12 junio, 2020 – Espiritualidad digital

Miradas que limpian

Hay personas a quienes les gusta cerrar los ojos cuando rezan. Supongo que lo hacen para no distraerse. A mí me sucede lo contrario: si cierro los ojos mientras rezo, se me dispara un proyector mental que me llena la cocotera de preocupaciones y de ruidos. Por eso prefiero fijar la mirada en el sagrario, en el crucifijo, o en una imagen de la Virgen; me ayuda a centrar la atención. Y, de regalo, esas miradas me proporcionan una ganancia adicional:

Pero yo os digo: todo el que mira a una mujer deseándola, ya ha cometido adulterio con ella en su corazón. Si una mirada lasciva ensucia el corazón hasta el punto de moverlo a pecar (¡cuántos jóvenes enfangados por culpa de la pornografía!), la mirada dirigida a imágenes santas limpia por dentro el corazón y el alma. Mirar con atención un sagrario, un crucifijo, o un cuadro de la Virgen es como introducir limpieza a través de los ojos para que alcance lo más profundo del espíritu.

Recuerda que los limpios de corazón, según las palabras del Señor, verán a Dios. Y acostúmbrate a mirar imágenes santas, para que, así, puedas un día ver lo que esas imágenes representan.

(TOP10V)