El Mar de Jesús de Nazaret

16 marzo, 2019 – Espiritualidad digital

¿Cuál es tu Egipto?

La Iglesia, durante la Cuaresma, se mira a sí misma en el peregrinaje que el pueblo de Israel realizó por el desierto, desde que fue liberado de la esclavitud de Egipto, hasta que entró en la Tierra Prometida.

¿De dónde saldrás tú, cuál es tu Egipto, el que abandonarás para adentrarte en el desierto en busca de la santidad? Escucha al Señor:

Amad a vuestros enemigos y rezad por los que os persiguen. Porque, si amáis sólo a los que os aman, ¿qué premio tendréis?

Tu familia, tus amigos, tu Dios y tú. Ése es todo el escenario de tu vida. Vives entre quienes te quieren, y así te sientes protegido. Evitas acercarte a quien pueda hacerte daño: hace meses que no llamas a ese hermano tuyo que te hirió, procuras no relacionarte con los compañeros de trabajo más «molestos», y apenas saludas a ese vecino que te trata mal.

¡Sal de tu Egipto! Arriésgate a que te hieran. Llama a tu hermano, se cordial con esos compañeros de trabajo, sonríe a tu vecino. Y, si te lo pagan con injurias, dile a Dios que, con su Amor, te basta. No temas a ese desierto, o no heredarás la Tierra.

(TC01S)