El Mar de Jesús de Nazaret

9 octubre, 2018 – Espiritualidad digital

El berrinche de Marta

esa vozCuando, ante las quejas de Marta, Jesús le dice que María ha escogido la parte mejor, ¿a qué se refiere? Algunos dirán: «Es la parte más cómoda. Es más relajado sentarse a rezar que andar pendientes del caldo y los cubiertos». Secretamente, nos identificamos con Marta:

Señor, ¿no te importa que mi hermana me haya dejado sola para servir?

En el fondo, hubiéramos preferido que el Señor reaccionase diciéndole a María: «Anda, levántate, ayuda a tu hermana». Probablemente, eso habríamos hecho nosotros.

Pero a Jesús le importa más enseñarle algo a Marta que evitarle el berrinche.

La diferencia entre las hermanas no está en la cantidad de trabajo que despliega cada una, sino en dónde tiene puesta su atención. María tiene la atención fija en Jesús, ésa es su parte mejor. Marta, sin embargo, anda preocupada con muchas cosas. Por eso, y aunque entre esas «cosas» se encuentre Jesús, está dispersa. Y lo pierde todo.

Si Marta lograse preparar el caldo y poner la mesa sin apartar de Jesús la atención de su alma, sería el modelo perfecto del seglar contemplativo. Sería feliz entre pucheros. Y, además, el caldo tendría mejor sabor. No hay ingrediente más sabroso que la oración.

(TOP27M)

“Evangelio