“Evangelio

8 Abril, 2017 – Espiritualidad digital

Si lo dejamos seguir…

Cuando los sumos sacerdotes y los fariseos se reunieron para decidir qué hacer con Jesús, llegaron a esta conclusión: Si lo dejamos seguir, todos creerán en él.

¿No es eso lo que deseamos? ¿No anhelamos, precisamente, que todos crean en Él? Quizá tengamos algo que agradecer a los sumos sacerdotes y fariseos: con su forma de pensar y de actuar, nos mostraron los caminos de la Redención. Y esos caminos no eran, desde luego, los de los hombres.

Lo cierto es que, si le hubieran dejado a Jesús seguir, otros lo habrían matado. Y más cierto aún es que, al clavar en la Cruz al Señor para detener a la fuerza sus pasos, lograron lo contrario de lo que deseaban. Al cabo de trescientos años, todos creían en Él. Y, dos mil años después, su nombre es conocido y adorado en el mundo entero.

Pienso en ti y en mí. Y en esa pasión por la actividad y la eficacia que actualmente nos domina. ¿Acabaremos de entender que, cuando un cristiano es reducido a la impotencia o al silencio, es cuando mayor es su eficacia? No hay cristiano más poderoso que el que vive clavado en la Cruz con Cristo.

(TC05S)