Libros de José-Fernando Rey Ballesteros

17 Abril, 2016 – Espiritualidad digital

Tú me conoces

Yo las conozco   Hay algo grande, muy grande, en ese yo las conozco con que Jesús se refiere a sus ovejas.

   Porque podría sucederte que sientas que los hombres no te comprenden. Desearías poder compartir lo que llevas dentro con alguien que lo valorase como lo valoras tú, pero no lo encuentras. Y te sientes solo, como si fueras el único comensal de una cena preparada para muchos a la que nadie quiso asistir.

   Deberías acercarte al sagrario, y escuchar. No me refiero a palabras, sino a escuchar la mirada del Buen Pastor. Sus ojos acarician lo más profundo de tu alma, hasta los pliegues del corazón, y te dicen: «Yo te conozco».

   ¡Qué paz! Ya no necesitas comprensión de los hombres. Los ojos de Cristo te mantienen en la existencia. Mientras Él te mire, vivirás.

   Yo las conozco, y ellas me siguen. En cuanto a mí, creo que nunca llegaré a conocer al Señor como quisiera; su abismo es insondable para mis fuerzas. Si lo sigo es porque Él me conoce. Y el ser conocido por Él da tanto sentido a mi vida, que quisiera pasar oculto entre los hombres y no ser conocido por nadie más, para así ser solamente suyo.

(TPC04)