“Evangelio

15 Diciembre, 2015 – Espiritualidad digital

Los que no quieren

2hijos   Si ayer hablábamos de los que no saben / no contestan, hoy el evangelio nos lleva ante los que no quieren. En el fondo, son los mismos, pero a los de hoy, al menos, les otorgaremos el privilegio de la sinceridad. Es más fácil que se convierta un gran pecador sincero que un tibio que se engaña.

   «Hijo, ve hoy a trabajar en la viña». Él le contestó: «No quiero».

   Bendita respuesta, aunque se trate de un «no». Pero este hijo es un libro abierto; lo que tiene en el corazón asoma a sus labios. El otro hijo, en cambio, era peor que quienes no saben / no contestan. Porque contestó, y contestó con la mentira:

   Él le contestó: «Voy, señor», pero no fue.

   «Padre, yo soy muy católico», me dice un hombre. Y, en diez minutos contados desde su declaración de catolicidad, ha juzgado, sentenciado y condenado a todos los que no son tan católicos como él. Así se reafirma en que es «muy católico».

   Prefiero a los que no quieren. Saben que no quieren, y saben que deben querer. Por eso muchos de ellos, partiendo de su pecado, acaban recapacitando y llegando a Dios: Después recapacitó y fue.

(TA03M)

“Evangelio