Liber Gomorrhianus

26 Agosto, 2014 – Espiritualidad digital

La copa, por dentro y por fuera

santidad    Existen dos formas de buscar la santidad: de fuera hacia dentro, y de dentro hacia fuera. Son etapas distintas de un mismo proceso.

    De fuera hacia dentro: es momento de propósitos, a ser posible pocos y concretos. Mediante ellos, modificamos la conducta, y así despejamos el camino para la transformación del corazón. Uno se propone levantarse temprano para orar, y gracias a ello la oración le transformará por dentro. O se propone no quejarse de las contrariedades, y esa mansedumbre ablandará el corazón para que pueda ser moldeado por Dios. Si el segundo paso no se da, el resultado es la hipocresía: Limpiáis por fuera la copa y el plato, mientras por dentro estáis rebosando de robo.

    De dentro hacia fuera: El corazón se llena de Amor de Dios, y ese Amor de Dios van transformado suavemente nuestra conducta, nuestro pensamiento, y hasta nuestro semblante. Limpia primero la copa por dentro, y así quedará limpia también por fuera.

    Para que se produzca ese paso de la primera a la segunda forma de buscar la santidad se precisa humildad. Por eso, por soberbia, muchos se quedan en la hipocresía. Al final, no buscaban la santidad para Dios, sino para sí mismos.

(TOP21M)