“Evangelio

25 Mayo, 2013 – Espiritualidad digital

Entre niños anda el juego

sassoferrato    Cuando eres niño sueñas con hacerte mayor. Pero luego, cuando eres mayor, te das cuenta de que te habías equivocado de sueño. No tuviste en cuenta que el mayor se hace viejo y el viejo se muere. Al desear hacerte mayor, diste el primer paso en una pendiente muy resbaladiza que desemboca en un abismo.

    Quien no reciba el reino de Dios como un niño, no entrará en el. Anda, toma la mano de Jesús y vuelve arriba. “Descrece”, por favor. Ya has visto para lo que sirves cuando quieres buscarte la vida. Vuelve a la dependencia del niño, que no sabe hacer nada sin papá ni mamá. No sepas acostarte sin rezar, ni decidir nada sin pedir ayuda Dios. No sepas vivir sin el alimento de la Eucaristía, y volverás a ser niño. Y, créeme, no se trata sólo de no morirse; se trata de ser amado. Porque sólo el niño sabe dejarse amar sin angustiarse porque nada puede dar a cambio. Sólo al niño el amor le hace descansar y despreocuparse sabiendo que está en buenas manos, y que lo único que tiene que hacer es confiar.

    Anda, vuelve a decir “papá” cuando hables con Dios… Y disfruta.

(TOI07S)